“Mi hija tiene ocho añitos, yo trabajo en una tienda, como el día lunes estuvo lloviendo le mande a mi casa, aproximadamente 1.30 PM le envié el almuerzo con mi otra hija, apareció mi pareja quien me pidió la llave de mi casa y desapareció de mi lado; yo fui a mi casa y encontré que mi hijita lloraba, pensaba que mi pareja le había pegado, le pregunte a la niña que había pasado y respondió apuntando a mi pareja indicando que la había tocado sus partes íntimas, le reclame y con disparates me respondió ; mi hija mayor salió de mi casa y al poco rato llegó y tras de ella llego la policía y se llevo a la comisaria”, así narro la madre de familia, parte de lo sucedido  con su menor hija.  

Asimismo, dijo que habría tenido algunos inconvenientes para realizar la denuncia e inclusive algunos de la comisaria de familia le había referido que la persona involucrada le haría una contra demanda; pero la madre se puso fuerte y esta decidido seguir con la denuncia hasta las últimas consecuencias porque no quiere que este hecho quede impune al contrario que se pueda hacer justicia.

Además, refirió que fueron al médico legista, cuyo diagnóstico médico le habría salido como resultado 1x1 leve, por lo que no se podía hacer nada; sin embargo la madre reitero su posición de continuar con la denuncia hasta el último; también confirmó que su hijita ya paso por la cámara gessel donde habría narrado todo lo que le ha sucedido.

En la parte final de la entrevista la madre de familia teme que podría ocurrirle algo malo ya que estaría recibiendo amenazas, por lo que pidió a las autoridades competentes que el responsable de tomamientos indebidos sea investigado exhaustivamente y que el imputado asuma su responsabilidad, “Quiero justicia para mi hija”, concluyó.