Luego de constantes movilizaciones de exigencia a la empresa ejecutora inclusive alzando la voz del alcalde Omar Raraz por fin los trabajadores de la obra de pistas y veredas que se encuentran impagos desde hace dos meses cobraran sus remuneraciones a la Empresa Consorcio Santa Ana.

La empresa se comprometió a pagar a los trabajadores en reunión donde participaron alcalde del distrito de Yanacancha, superintendente de SUNAFIL y los trabajadores, donde asumió compromiso de pagar a los trabajadores en dos partes.

Edgardo Meza, trabajador de la obra manifestó que ayer se les pagará sus remuneraciones correspondientes al mes de octubre y las remuneraciones correspondientes al mes de noviembre a más tardar se harán efectivas a mediados del mes de diciembre.

Cabe precisar que en la obra laboraban más de 60 trabajadores entre agremiados de construcción civil, vecinos del sector y los propios trabajadores de la empresa que también se sumaron a la medida de fuerza emprendida por los trabajadores.