“Junior Rubio es un destacado estudiante del COAR de Lima y quiere ser profesional para hacer un cambio en la sociedad”

Hace 5 años, Junior Rubio, usuario del programa Juntos del Ministerio de Desarrollo e Inclusión Social, natural de Atico, Arequipa, se trazó la meta de estudiar en el Colegio de Alto Rendimiento (COAR), ubicado en Lima. Se lo comunicó a sus padres, postuló e ingresó, y hoy a sus 15 años, tras estudiar día y noche, y destacar entre sus compañeros, tiene como meta estudiar en la Universidad de Harvard, en Estados Unidos.

Junior vive junto a sus padres y sus tres hermanos menores en el distrito limeño de Santa Anita, y su hogar es uno de los más de 670 000 de todo el Perú que en este 2022 serán atendidos por el Programa Nacional de Apoyo a los Más Pobres Juntos, los que se beneficiarán con la transferencia monetaria por cumplimiento de corresponsabilidades de 300 soles cada dos meses.

Este joven, que se encuentra cursando el cuarto grado de secundaria, sostuvo que se siente “muy feliz y alegre” de estudiar en el COAR, porque considera que allí le dan las facilidades para crecer de manera segura y “tener un mejor futuro”.

Junior siente que está siendo bien formado, que ya piensa mucho en su futuro y evalúa seguir Derecho o teatro. Sin embargo, en lo que no tiene dudas es que sea cual sea su decisión final le quiere mostrar a la gente que “se puede hacer el cambio, y así tener una sociedad mejor”.

En ese contexto apunta a formarse en el extranjero, y sueña con una de las mejores universidades del mundo: Harvard. “Me gustaría estudiar en el extranjero, para seguir superándome, para ayudar y representar a mi país, difundiendo mis costumbres, demostrando mis cualidades y logrando la profesión que quiero”, manifestó.

Una clara muestra de su proyecto de vida es que dentro de 10 años se ve como una persona que está cumpliendo sus metas, sus sueños: “Me sentiré feliz por lograr lo que me tracé. No solo por ganar dinero o tener un trabajo, sino ayudar a mi país a cambiar la sociedad. Me veo en Harvard, es una de mis metas, es la mejor universidad y me puede ayudar a cumplir mis sueños”.

Pero para alcanzar este objetivo destacó el apoyo de sus padres, sus hermanos, sus compañeros, sus profesores, y del programa Juntos del Midis. “Ellos ayudan a que todas las familias vulnerables del país, como la mía, tengan la oportunidad de que sus hijos ingresen a un colegio y tener una buena salud, porque para que un niño o adolescente pueda tener todas las facilidades de mostrar sus habilidades, tiene que estar bien alimentado y así salir adelante”.

En ese sentido, hace poco el Midis y el Ministerio de Salud firmaron un convenio que permite a los usuarios de Juntos el acceso a los servicios de telesalud oportuna y de calidad, con la finalidad de que más de 23 000 gestantes usuarias, de las cuales 3143 son adolescentes, a nivel nacional, accedan a un monitoreo permanente de su salud.

Adicionalmente, se beneficiarán alrededor de 19 000 menores de 24 meses con diagnóstico de anemia, y 29 435 niños con el paquete integral de salud.