Como todos los años, la tienda Celima y Trébol Pasco, una vez más, quiso compartir la alegría de la Navidad con los pequeños del hogar y este año no podía ser la excepción. En un gesto de generosidad y con una gran sonrisa, la familia Santiago Zelada, desde muy temprano, regalaron más de 3 mil juguetes a los niños y niñas del distrito de Chaupimarca; pero también llegaron hasta las zonas más alejadas de la región Pasco.

Acompañados de sus madres, los niños y niñas de escasos recursos económicos, formaron una larga cola en las instalaciones de la tienda Celima y Trébol Pasco, muy emocionados todos recibieron sus juguetes. En esta oportunidad, se desplazaron hasta las comunidades más lejanas, tan solo para ver la sonrisa de los pequeños.

“El pequeño gesto de un niño es consecuencia de algo mucho más grande que él mismo. La sonrisa de un niño apenas dura unas milésimas de segundo, pero es algo que perdura por siempre. Enriquece a todos los que tienen la gran suerte de recibirla y nos hace recapacitar y sentir que vendrán tiempos mejores”, expresó, Néstor Santiago Zelada.

Cabe destacar que la tienda Celima y Trébol Pasco se dedica a la venta de productos de alta gama y calidad en mayólicas, griferías, inodoros, entre otros más, para mejorar las diferentes áreas y la parte exterior de las viviendas. Lo mejor es que los precios son módicos y están al alcance de los bolsillos de los pobladores.