Ha causado sorpresa y preocupación entre las autoridades y ciudadanía en general cuando se supo que ante la comisaria de Cochamarca el Sub Director del Penal de Cochamarca Amador Castillo Domínguez, donde se encuentran recluidos peligrosos delincuentes ha denunciado que desde hace varios días está siendo seguido, reglado y además viene recibiendo amenazas.

En el documento que se hizo público, refiere que los reglajes al Penal de Cochamarca se estarían haciendo utilizando drones, como es el caso del pasado 28 de noviembre donde 4 de estos equipos, de forma sospechosa aproximadamente a las 20:00 horas sobrevoló el área del penal, otro momento de posible reglaje bajo la misma modalidad también se habría realizado el pasado 01 de diciembre 20:15 horas.

Asimismo, precisa que el Sub Director, también estaría viendo peligrar su integridad al recibir llamadas telefónicas sospechosas de un número telefónico desconocido, tanto a su número personal e inclusive familiar; además en contra los sub alternos que laboran en penal; en la denuncia también refieren que detrás de estas amenazas se encontrarían dos internos de alta peligrosidad que se encuentran en el régimen especial cerrado; serían los conocidos como “Turbo” y “Peter Ferrari”.

Al respecto Jhon Torres Sánchez, Prefecto Regional de Pasco, dijo que fueron convocados por el Jefe de la Región Policial Pasco a una reunión multisectorial con la finalidad de evaluar esta grave denuncia para ver qué acciones se debe tomar; explico que el año pasado también hubo vuelo de drones en el Penal de Cochamarca, por lo que se sugirió reforzar la presencia policial en la Comisaria de la Jurisdicción.