“Presidente del Congreso de la República, Manuel Merino de Lama”

El presidente del Congreso de la República., Manuel Merino de Lama, sostuvo esta noche que “sin instituciones sólidas y eficientes, el sistema democrático en su conjunto corre el riesgo de debilitarse, de alejarse del sentir de las mayorías, y eso es muy peligroso. El Congreso debe recuperar y fortalecer la confianza ciudadana, y para ello debemos dar el ejemplo y tener una actitud responsable, transparente y eficaz”.

“Somos conscientes de que heredamos un Congreso que nace de una elección en la que no ha habido una clara mayoría para ninguna fuerza política. A la dispersión política se añade una cierta apatía en la ciudadanía que, como nunca antes en otro periodo de la historia, se ha ausentado del acto electoral. Eso nos obliga a conversar entre nosotros para lograr acuerdos, y nos impone la inmensa tarea de recuperar la credibilidad y la confianza de la población”, expuso.

Merino de Lama incido en el hecho de que la historia le ha ofrecido a su agrupación política, Acción Popular, “un rol articulador, de regreso al equilibrio de poderes y al fortalecimiento de la democracia”. Citó las figuras de Fernando Belaunde y Valentín Paniagua en momentos claves de nuestra historia cercana para entrelazarla con la tarea que le toca ahora, la de una etapa de recuperación de la confianza en sus instituciones democráticas.

El titular del Poder Legislativo enfatizó que “no hay tiempo para ensayar, no hay tiempo para improvisar, ni para fracasar. Solo tenemos tiempo para actuar, concertar y trabajar. Los peruanos hemos aprendido que las dificultades y los problemas que pueda tener la democracia solo se resuelven con más democracia. Ese es nuestro compromiso. Estamos aquí para ayudar a sacar el Perú adelante. No para verlo fracasar en el intento”.

PANDEMIA

Ante al avance implacable de pandemia mundial del COVID-19 De Lama señaló que “nos espera una tarea titánica”. Y propuso de inmediato que al Consejo de Seguridad Nacional que encabeza el presidente de la República, se sume de inmediato el sector afectado por la situación de emergencia. “Esto permitirá que el órgano estratégico de la conducción de la emergencia sanitaria tenga en su seno, en este caso, al sector Salud”, precisó.

“Somos plenamente conscientes de que la pandemia del Coronavirus tendrá consecuencias tremendas para la economía”. Por ello, “se requieren medidas inmediatas para reducir el impacto social que tendrá la paralización de la economía. Setenta por ciento de nuestra economía es informal. Para esta población debemos proponer medidas de contingencia que la ayuden a soportar la dura situación creada por la necesaria medida de “aislamiento social total y obligatorio””.

Por todo esto, consideró que “el Ejecutivo se ocupe no solo de la emergencia, sino de atender los problemas estructurales de falta de servicios básicos en las regiones. Hoy que se articula una campaña intensa para defendernos de la pandemia con el lavado de manos, nos encontramos con la cruda realidad de que regiones como Tumbes, Piura y otras regiones del país, por ejemplo, no tienen agua potable”.

GOBERNABILIDAD

Manuel Merino, que conducirá los destinos del primer Poder del Estado en el lapso que completará el periodo de gestión legislativa 2016 – 2021, manifestó que los congresistas deben apoyar “la gobernabilidad en el marco de un respeto pleno a la división de poderes” porque el Perú así lo pide.

“Pero que esto no se confunda con impunidad. Nuestro compromiso es claro: llevar adelante la reforma política y judicial pendientes; pero también abordar las principales preocupaciones del país: seguridad ciudadana, servicios públicos de calidad, lucha contra corrupción y recuperación del crecimiento económico”, expresó.

En función de ello expuso que el Congreso de la República debe comprometerse a actuar “con la plenitud de nuestras atribuciones constitucionales, legislando con audacia, fiscalizando con justicia y teniendo al diálogo y al consenso como mecanismos para encontrar soluciones a los problemas. El Congreso que presido, tomará la iniciativa para trabajar por la recuperación del respeto a las instituciones”.

“Vamos a acercar el Parlamento a todos los peruanos”, señaló. “Para ello la presidencia y vicepresidencias del Congreso sostendrán reuniones descentralizadas permanentes con la sociedad civil y autoridades regionales que nos permita articular ante las instancias gubernamentales a fin de atender los principales problemas. Sumado a ello, desarrollaremos plenos especializados en materia de Salud, Seguridad Ciudadana, Agrario, Anticorrupción y un Pleno de medidas que impulsen el crecimiento económico”.