Todo vehículo automotor que circule por las vías nacionales debe contar con una póliza vigente del Seguro Obligatorio de Accidentes de Tránsito (SOAT). Por ello, si estás a punto de realizar un viaje por carretera en ómnibus interprovincial debes asegurarte que el vehículo que te trasladará cuente con este importante documento. ¡Puede salvarte la vida!.

Verifica que el SOAT de un vehículo esté activo enviando un mensaje de texto gratuito al 90900, con la placa del vehículo, o a través de la aplicación “Consulta SOAT”, disponible en APP Store y Google Play, cuando se produce un accidente de tránsito con un vehículo automotor en marcha, detenido o estacionado, incluso en caso de incendio, se activa de inmediato el SOAT que cubre la atención médica, indemnizaciones y otros gastos, tanto para las personas que se encuentran en el vehículo, como para aquellas que, sin haber estado en él, resulten afectadas.

En el caso de lesiones, se dará directamente a la víctima o a quien legalmente la represente. Ante el fallecimiento, los beneficiarios por orden de precedencia son: el cónyuge sobreviviente, los hijos menores de edad (cualquiera sea su filiación), los hijos mayores de edad (cualquiera sea su filiación), los padres, la madre o el padre de los hijos de filiación no matrimonial del fallecido.