Tres operadores cuentan con este servicio en el Perú, el cual permite alcanzar picos de velocidad de descarga de hasta 250mbps. En el 2020 se prevé que sea reemplazada por la conexión 5G.

La segunda firma tiene también a Lima, Huánuco e Ica, así como a San Martín, Pasco, Ayacucho, Áncash y Huánuco

En el Perú, solo tres operadoras móviles ya cuentan con red 4.5G. La evolución del 4G LTE, con mayores velocidades. Se trata de Claro, Movistar y Entel.

Pero para disfrutar de esta red es necesario contar con un chip 4G, estar en una zona de cobertura 4.5G y tener un equipo compatible. Es decir, no todos los usuarios podrán acceder a ella.

Comencemos por los sectores que poseen esta cobertura. En el caso del primer operador se tiene a Lima, Arequipa, Cusco, Piura, Lambayeque, La Libertad, Áncash, Ica y Huánuco.

En tanto, la segunda firma tiene también a Lima, Huánuco e Ica, así como a San Martín, Pasco, Ayacucho, Áncash y Huánuco. Por otro lado están los equipos compatibles con esta tecnología. Entre ellos se encuentran marcas como Huawei, Samsung, LG, Apple, Motorola, etc.

Sin embargo, hay que tener en cuenta que para hacer ‘match’ con el 4.5G los modelos elegidos deberán ser los de última generación.

¿Qué hacer con el 4.5G?

Mediante esta tecnología el usuario puede alcanzar picos de velocidad de descarga de hasta 250 mbps. Esto mejora la experiencia, ya que atiende a la creciente demanda de datos.

Además, se podrá agregar dos o más frecuencias (portadoras) de transmisión de datos, que potencian la calidad y la velocidad de la conexión.

Con ello se podrá acceder al doble de velocidad en descargas de datos y navegación que una tecnología 4G.

La revolución del 5G

La red 4.5g deja los cimientos para el 2020, año en el que el flujo de información virtual será tan alto que las conexiones actuales no serán suficientes.

Ante este panorama, entra a tallar la tecnología 5G, señala Lucas Martínez, channel scale & partners director for Americas territories de Intel.

Y es que para esa fecha nuestra realidad será distinta a la actual –o al menos así lo plantean los expertos–: los usuarios de Internet consumirán 1.5 G de tráfico, los vehículos autónomos usarán 4.0 TB de datos, un avión interconectado podría usar 5.0 TV de data y una fábrica inteligente usaría 1.0 PB de datos. Todo esto por día.

Con esta nueva tecnología se busca facilitar diversas actividades. Por ejemplo, el envío de un video demorará un segundo y el receptor podrá visualizar el holograma del receptor.

El dato. En comparación con la tecnología 4.5G, la 5G tiene como objetivo llevar alta velocidad ( 1 Gbps), baja potencia y baja latencia (1m o menos) para el Internet de las cosas (IoT) masivo, el Internet táctil y la robótica.