Un total de 41 Centros de Salud Mental Comunitario (CSMC) se implementarán este año en Lima y en 18 regiones del país, gracias a la transferencia financiera de hasta   S/29   995   220.00   aprobado   por   Decreto   Supremo   y   una   Resolución Secretarial. Este impulso del Ministerio de Salud (Minsa) busca mejorar el estado de salud mental de la población plasmado en el Plan Nacional de Fortalecimiento de Servicios de Salud Mental Comunitaria 2018 - 2021. Los nuevos CSMC se sumarán a los 31 establecimientos que funcionan en el país para fortalecer los servicios de promoción, prevención, tratamiento, rehabilitación psicosocial y recuperación de la salud mental en la población.

De acuerdo al Decreto Supremo N° 121-2018-EF, publicado en el diario oficial El Peruano, se destinarán S/. 23 251 017.00 para cubrir los aspectos de adecuación de infraestructura,  quipamiento, bienes y servicios a fin de implementar 32 CSMC en   Amazonas,   Ancash,   Apurímac,   Arequipa,   Ayacucho,   Cajamarca,   Cusco, Huancavelica,   Huánuco,   Ica,   Junín,   La   Libertad,   Loreto,  Pasco,   Piura,   Puno, Ucayali y Tacna.

Los CSMC brindaran servicios especializados en salud mental de tipo ambulatorio, funcionan 12 horas, sin internamiento de pacientes, de acuerdo a los estándares actuales.

Los servicios están dirigidos a niños, adolescentes, jóvenes, adultos y adultos   mayores   que   cuentan   con   Seguro   Integral   de   Salud   (SIS),   así   como también para aquellas personas  que no cuentan con ningún  tipo  de seguro de salud en el lugar donde se implementarán estos establecimientos.

Según   el   Plan   Nacional   de   Fortalecimiento   de   Servicios   de   Salud   Mental Comunitaria 2018–2021 del Minsa, se implementarán 281 CSMC en el país. La meta es que cada uno de estos establecimientos realice un promedio de 26 mil atenciones interdisciplinarias cada año a unas 2500 personas, aproximadamente.

Los CSMC se articularán con los establecimientos de salud de las redes integradas de   salud   y   el   hospital   más   cercano,   así   como   con   los   actores   sociales   para promover la participación comunitaria.