Autor: Jurisconsulto y Abogado: Isaac Raúl HUAMALI SANCHEZ, Ex Candidato al Congreso Nacional de la República del Perú y a Vicegobernador Regional por Pasco.

El Presidente Martin Vizcarra Cornejo ha convocado a un diálogo a congresistas electos del 26 ENERO 2020 y dirigentes políticos; donde le ha planteado una agenda de cinco (05) prioridades para el Nuevo Congreso.

Es muy importante resaltar que estas 05 prioridades impostergables planteadas gubernamentalmente son:

  • La Reforma del Sistema de Justicia.
  • La Reforma Política.
  • Búsqueda de una Descentralización Efectiva.
  • Lucha contra la Corrupción.
  • Fortalecimiento de la Institucionalidad.

Es necesario entender que, el solo hecho de esta convocatoria presidencial significa todo un gesto gubernamental del ejecutivo de buena convivencia con la nueva representación nacional y fundamentalmente los sinceros enlaces y diálogos entre ejecutivo y legislativo sean permanentes, fluidos y fructíferos, respectivamente.

Cuando Fuerza Popular, aliado al Aprismo, disfrutaban de casi 80 congresistas que hacían lo que les venga en gana en el Parlamento Nacional disuelto hubo un divorcio y confrontación dañina y perjudicial entre el Poder Ejecutivo y Legislativo peruanos, que prácticamente paralizaron el desarrollo y progreso del Perú, con secuelas muy NEGATIVAS para la economía nacional; y en consecuencia esta convocatoria presidencial con los nuevos nombres y rostros de la política parlamentaria debe ser visto dialécticamente como un buen comienzo de sacar adelante a un país aletargado y trabado en su éxito por ex profesa culpa de los corruptos enquistados en las esferas claves del país como fue el parlamento disuelto.

Las nuevas fuerzas políticas erigidos en las últimas elecciones complementarias congresales como el FREPAP, Podemos Perú y Unión por el Perú, ha mostrado al país que por ejemplo en PP y UPP se respaldó a caudillos como Daniel Urresti y Antauro Humala y nunca se eligió a movimientos orgánicos y partidarizados con genuina vocación democrática.

El politólogo Nelson Manrique expresa lo siguiente: “Acción Popular, la organización con mayor respaldo, ha obtenido apenas el 10.3% de los votos válidos. El 2.7% alcanzado por el APRA equivale a una partida de defunción. El partido Morado con 7.36% no tiene los centenares de comités en el país que afirmaba Julio Guzmán y finalmente es un partido limeño. La crisis política actual fue detonada por la Corrupción y su desenlace estará inevitablemente asociado al destinado de la lucha contra ella. La mayoría parlamentaria del congreso fenecido se jugó por la corrupción y utilizó como pata de cabra la inmunidad. Varios parlamentarios electos piensan utilizarlos también para evadir la justicia; otros para blindar a delincuentes. Tiene razón el Presidente Vizcarra cuando afirma que la inmunidad parlamentaria no puede seguir siendo manejada por el congreso”.

En sintéticas palabras, ha llegado el momento en que los congresistas elegidos el 26 ENERO 2020 ya no pueden perder tiempo buscando sus acomodos económicos en corrupción; están llamados contrariamente a flagelar y desterrar la corrupción reinante; y una de sus acciones urgentes sería desterrar la inmunidad parlamentaria que está entendida a todas luces como impunidad parlamentaria y ante todo tienen que legislar en fiel representación de quienes los eligieron.

Por otro lado, a los representantes fieles de los “Poderosos del Perú”, aquellos que están poniendo las barbas en remojo por el resultado de últimas elecciones parlamentarias y quienes desesperadamente dicen: “Los comunistas elegidos sólo traerán desgracia y miseria, como Venezuela y Cuba”. A ellos les contestamos que hoy por hoy el pueblo peruano cerró filas para un nuevo amanecer político parlamentario y el 2021, en las elecciones próximas presidenciales y congresales, el Perú estará muy bien representado con defensores útiles y valientes que tantos años no tuvo nuestro país.

¡Dios Proteja y Dios Bendiga al pueblo peruano!